La inclusión financiera es una deuda pendiente que los países tienen con la sociedad

658
La tecnología y procesos ágiles son una alternativa favorable y rápida frente al mercado tradicional

La tecnología es clave para superar las barreras que tradicionalmente han bloqueado el acceso a los servicios financieros, como las barreras geográficas, altos costos de los servicios o no contar con ningún producto bancario. En los últimos años, las Fintech se abren paso para resolver demandas de inclusión financiera, relacionadas al tiempo, economía, agilidad y acceso de las personas y las PYMES.

La tecnología y procesos ágiles son una alternativa favorable y rápida frente al mercado tradicional. Brindan herramientas de inclusión y las personas pueden acceder a servicios a los que antes no accedían e invertir, impactando  de forma positiva en la calidad de vida y en la economía del país. Cuando hablamos de inclusión, también nos referimos a las minorías. En Ecuador, el 57 % de personas no bancarizadas son mujeres, frente al 40% de los hombres, situación que genera que la obtención de créditos, en el caso de las mujeres, se complique al no tener un historial financiero – Cifras Global Findex

Desde PAGO46 entienden el mercado financiero de Ecuador y Latinoamérica y trabajan por lograr la verdadera inclusión financiera. Martin Mazza, CEO & Founder de la compañía, comenta: “la premisa es generar acceso a la economía digital. Para ello, necesitamos que la población pueda participar. Pero esto no pasará si es que el usuario debe ingresar una tarjeta de crédito para comprar un producto o servicio de manera online, ya que la realidad latinoamericana dice que el 50% de la población no tiene una tarjeta de crédito. Nacimos para revolucionar la forma de pago en digital”.

Ecuador es un país con importantes retos en materia de inclusión financiera relacionados con la actualización de la normativa y la innovación del sector tradicional. Es por ello que PAGO46 desarrolló una red móvil y de puntos locales de pago en efectivo que busca la inclusión financiera y esto lo consiguen a través de un botón de pago que cualquier empresa puede instalar en sus páginas web o sus aplicativos móviles. De esa forma, cualquier consumidor puede hacer clic en PAGO46 y conectar con un SOCIO46, una tienda física o una persona que tiene nuestra app y está disponible para recibir un pago en efectivo o desplazarse a la posición del usuario para recoger ese efectivo. “Buscamos facilitar al usuario el acceso al pago de servicios o al disfrute de entretenimiento, todo de forma online. La idea es que los usuarios logren una primera interacción con la economía digital. Luego buscaremos ayudarlo a que deje de usar efectivo y utilice billeteras móviles. Somos el primer contacto de alguien no bancarizado con la economía digital”, añadió el vocero.

La empresa tiene operaciones en Latinoamérica, con cobertura total en más de 50 ciudades, abarcando los mayores centros urbanos y ciudades remotas donde la tecnología no es cotidiana, y poder utilizar el dinero en formato digital permite acortar las distancias. En Ecuador, la red de puntos de pago se extiende a más de 12 ciudades entre las que se encuentran: Guayaquil, Quito, Ambato, Cayambe.

>> Para más información visitar: https://www.pago46.com/ 

banner-web