Schneider Electric se consolida como líder en la tecnología de Microgrids

Las microrredes optimizan el uso de la energía y la gestión de los recursos energéticos de las instalaciones, con el fin de reducir la exposición al mercado energético y contribuir en la lucha contra el cambio climático.

84

Schneider Electric ha sido reconocida por Verdantix como la empresa líder en tecnología de Microgrids. Esto simboliza un avance en el ecosistema interactivo de la red hacia la descarbonización y la sostenibilidad .

Las microrredes están cambiando radicalmente la forma en que los clientes obtienen y utilizan la energía, brindando beneficios significativos tanto a los usuarios como al medio ambiente. «Schneider Electric ofrece un conjunto completo de hardware, software y servicios para la gestión de la energía y la automatización de las infraestructuras que permite contar con operaciones sostenibles, fiables y eficientes» asegura Ben Hext, analista de Verdantix., «Creemos que están bien posicionados para proporcionar una oferta de microgrids que satisfaga diferentes necesidades, incluyendo la resiliencia, la energía renovable on-site y el ahorro de energía,» agrega el ejecutivo.

“Las mismas son sistemas integrados de energía que administran diferentes recursos energéticos localizados en las instalaciones del cliente, como plantas electrógenas, sistemas fotovoltaicos o de otras fuentes de energía renovable, sistemas de almacenamiento de energía y la red y la carga para reducir la exposición a los precios de la energía. Esto permite mejorar la capacidad energética para soportar los apagones o restricción de potencia de la red, la cogeneración, y mitigar la necesidad de descarbonización para garantizar un suministro a costo eficiente, constante y confiable. Además, pueden optimizar el uso de energía, reducir costos y minimizar las emisiones de carbono”, afirma María Andrea Ortega, Gerente de desarrollo de Negocios de Microgrids en Schneider Electric.

De este modo, la implementación de microrredes ha demostrado ser una pieza clave importante en la transición energética, debido a que promueve la eficiencia, el uso de fuentes no convencionales de energía y la integración con la movilidad eléctrica; acciones que son fundamentales en el camino hacia la descarbonización.

Algunos datos llamativos sobre el impacto de las microrredes son:

  • Mayor resiliencia frente a fallos en las redes: el sistema, desarrollado por la compañía francesa, EcoStruxure Microgrid Advisor utiliza datos predictivos para balancear cuidadosamente el consumo y la generación de electricidad para un uso más resiliente. La plataforma puede recolectar un histórico de datos, el estado del tiempo, costos del mercado de energía y operaciones planificadas para optimizar los flujos de energía en caso de apagones de la red. Esto genera como beneficio la reducción de pérdidas de producción asociadas a los eventos de corte de energía. Otro ejemplo, es que las microrredes, incluso garantizan un suministro eléctrico continuo durante apagones por desastres naturales. En comunidades propensas a eventos climáticos extremos, como inundaciones o tormentas, las microrredes han demostrado ser una solución crucial para la electricidad y mantener las operaciones de emergencia.
  • Generación y almacenamiento in situ de energía renovable para metas corporativas de descarbonización: la implementación de microrredes ha contribuido a la reducción significativa de las emisiones de carbono al implementar la generación, almacenamiento en situ y el ahorro energético como estrategias de mitigación de emisiones. En promedio, se puede alcanzar un ahorro energético del 20 al 40% en edificios con la implementación de Sistemas Solares. Esto es posible administrando cargas gestionables no esenciales, lo que ayuda a mitigar el cambio climático y ser más eficientes energéticamente. Además, permite reducir penalizaciones con el mejoramiento del factor de potencia al implementar soluciones de almacenamiento en baterías para compensación de potencia reactiva.
  • Consumo de energía flexible para reducir los costos de energía: las compañías podrán disminuir su exposición a la fluctuación de costos de energía a través de la implementación de generación y almacenamiento in situ. La implementación de microrredes permite gestionar de manera automática estos recursos energéticos en función de la demanda y el precio de la energía.

Muchos negocios están persiguiendo metas de cero emisiones o neutrales para alinearse a los objetivos gubernamentales, así como al Acuerdo de París. En esta línea, las microrredes permiten que los usuarios se convierten en prosumidores activos, es decir, posibilitan que estos puedan generar y consumir su propia energía. Esto no solo reduce su dependencia de fuentes externas, sino que también permite tener operaciones adaptables al mercado y sistemas confiables ante cualquier condición de la red.

“El desarrollo de este tipo de proyectos es un ejemplo claro de cómo la digitalización y la automatización son la clave para la sostenibilidad en los negocios”, concluye María Andrea Ortega.

banner-web